mañana de rancho

En un árbol veo todo.
Veo presente, futuro y pasado.

Un árbol es fuerte.
Tiene la sabiduría de cambiar y crecer… de madurar.

Es humilde, pues cae; da sombra y hogar a quien en el confíe.
Da fruto alimentando a quien de el dependa.

El árbol es amigo, me dice como el tiempo pasa con tan solo mirarlo.

El árbol es experiencia y carácter. Olor y color.
No es perfecto, ni lo intenta, es único, porque sí.

Nadie como él tan coherente de alimentarse desde debajo de la tierra, tomar de ahí los nutrientes para ser grande.

Pocos como él, tan paciente para estar, para echar raíces en un solo lugar.
Tan honesto para no esconderse y envejecer con orgullo.
Un árbol es fiel tan solo por permanecer.
Hoy, para mi, este árbol es paz.

(Sierra Picachos 02/10)

You may also like

1 Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *